Cargando
Para mi amigo zorrón: Un viernes en barrio italia
espera un momento...

Para mi amigo zorrón: Un viernes en barrio italia

Lunes 06 de Marzo, 2017

Este artículo ha sido visitado 945 veces, de las cuales 1 han sido hoy

Escrito por: Rod_for_choice

Puedo entender que no a todos les guste ir a ver música en vivo, incluso puedo tolerar que muchos prefieran el ¨arte de jotear¨ al son del reggaeton en alguna fiesta de moda, pero no me pidan que les mire respetuosamente cuando dicen que no hay escena u oferta interesante de música chilena en estos días. 

La invitación está hecha (una vez más). Todas las semanas y en todas las latitudes de nuestro chilito hay música a disposición para el respetable. Algunos creen que el problema radica en que los artistas ¨no aparecen¨ hasta que los promociona el retail o hasta que tapan bocas en el Festival de Viña, yo creo en una premisa diferente; si la música te mueve, mueve algo más que la raja y apóyala. 

Santiago, viernes en la noche y mientras algunos amigos postean y whatsappean preguntando por panorama, yo voy en dirección al Barrio Italia para encontrarme con uno. No tengo mucho tiempo y las bandas están por empezar, la oferta es amplia y para todos los gustos. Y realmente de todos los ritmos, hasta para aquellos que no quieren ¨nada muy gritón ni muy fuerte¨. Son pasadas las 22.30 camino por Santa Isabel, cámara en mano, decidido para irme #alantigua

MIBAR

Como cliente habitual, tengo clara la puntualidad en el escenario y entro sabiendo que la banda ya había comenzado. DeRuts presentaba su música, un folk docto y popular que atrapa con armonías acogedoras y un ambiente cálido y familiar que siempre se agradece. La entrada costaba fácilmente la mitad de lo que deben cobrar por una piscolits en una fiesta zorrona y la multiculturalidad de la banda es mucho más económica que un viaje al sudeshte ashiático. Te voy a ponerte un vals peruano a continuación:

Taberna Ayekan

Ex Beerlitzer, escenario plagado de música independiente y, probablemente, una buena excusa para probar alguna cerveza artesanal. La cita prometía a Nicolás Ponce Trío como show final, pero lamentablemente solo disfrutamos un poco de la presentación de Wakamba. Cuarteto de 
latin jazz con virtuosismo y categoría que le dio la elegancia a la noche. Uno de los buenos descubrimientos que he tenido con #SonidosOcultos Dale play a esta joyita afro instrumental: 

 

Bar de Rene

Persignarse antes de entrar al santuario es un acto de fe que puede desvirtuar un poco las cosas, pero creo que estaba repleto. Por lo mismo me perdí la presentación de El Teniente Juan, pero no estuve ausente para JP Krom Band, quienes estuvieron rockeando con un amplio marco de parroquian@s cabeceando sus temas. Se mostraron agradecidos de haber vuelto al Rene, y claro que lo volverán a hacer prontamente. Abre una chela y mira esto:

Finalmente, insisto. La invitación esta hecha. La música está en todas partes, todos los putos días que quieras. Lo único que puedo hacer por mi parte es rezarle al #DiositoDeLasTocatas (Perno quote) para que andes menos des-pa-cito y te pongas más avispaito. 

 

 

Rod_for_choice
Otros artículos del mismo autor