Egregor “Karma” (2015)
espera un momento...

Egregor “Karma” (2015)

miércoles 17 de junio, 2015

Este artículo ha sido visitado 132 veces, de las cuales 1 han sido hoy

Escrito por: Rodrigo Damiani

Egregor es una banda oriunda de Arica, con muchos años en el circuito underground  y que recién este 2015 logra lanzar al mercado su primer largaduración titulado simplemente “Karma”. Este es un disco realmente potente, no sólo por su interpretación y sonido desde el primer minuto, sino también por la intensidad en que se vive cada pasaje sonoro, incorporando nuevos instrumentos que dan una identidad diferenciadora muy potente y necesaria en la industria del metal chileno. El sonido metálico convive con el charango y otros instrumentos andinos en uno de sus tracks más interesantes titulado igual que el álbum “Karma”, algo original que provoca una diferenciación importante en la agrupación liderada por Magdalena Opazo (voz/composición). Hay que destacar también que aunque esta sea la primera placa oficial, Egregor logra demostrar recorrido y seguridad al momento de expresar su música, todo esto acompañado por el talento de todos sus integrantes.

Egregor“Shunyata” es la encargada de abrir los fuegos para este sólido trabajo 2015, rodeado con guitarras poderosas y un ritmo que no deja indiferente a nadie, de hecho este tema es el primer single de este disco y puedes observar el videoclip pinchando acá. Según mi opinión, el estilo de Egregor se ve en un ciento por ciento reflejado en este track, demostrando una canción que transita por diversas sonoridades, fluctuando de lo suave a lo brutal en minutos, dando la oportunidad a Magdalena Opazo de lucirse en las voces, lo mismo para los punteos guitarrísticos de Richard Iturra y Giancarlo Nattino, el implacable trabajo en el bajo de Alejandro Heredia y el pulpo de las percusiones, Carlos Hidalgo.

“Inflexion”, un tema que en sus inicios  me hizo recordar al sonido Aggro metal tan popular en los alrededores del año 2000, mezclándolo de la misma manera de  forma delicada con un sonido cercano al pop como lo hace la banda Evanescence, nuevamente la dupla en guitarras logra lucirse con riffs asertivos y avasalladores.

“Karma” el tercer tema y título de este álbum, sorprende por su originalidad, incorporando los sonidos andinos que sin dudas le dan una particularidad al sonidos de la banda, como por ejemplo el sonido del charango sumado al sonido atmosférico del desierto, dicho experimento me imagino que de alguna manera se influenció con lo hecho años atrás por la banda Six Magics y su disco conceptual de Chiloé “The Secret of an Island”, donde se pudo mezclar el metal sinfónico con el folclor de la zona. Otro de los elementos atractivos de este tema, es la pasión que Magdalena logra inyectar al momento de cantar, es realmente impresionante el registro que tiene.

“ilumina”, debe ser el tema más cercano al pop que tiene este trabajo, mezclando secuencias electrónicas y atmosféricas con el itinerante sonido de las guitarras,  que como siempre y  sello de la banda, evolucionan hasta explotar en furiosos riffs siempre acompañados por las arrolladoras percusiones de Carlos Hidalgo.

egregor 2015“Awen”, sin dudas el tema mántrico y pachamamico de este trabajo, donde Magdalena inunda con su hermosa voz la atmósfera de este track, lleno de melodías oscuras y psicodélicas, siendo el punto de inflexión para este disco. “Ritual”, la canción que continua inicia con los relatos de un especie de shaman, que desemboca nuevamente en una gran canción , que a diferencia de las anteriores, utiliza las guitarras acústicas como parte importante del relato sonoro. Las guitarras eléctricas posteriores, me recordaron al sonido inmortalizado por los norteamericanos de Deftones, quienes se caracterizan por utilizar guitarras poderosas pero siempre melódicas.

 Continuamos con “Metamorfosis”, si bien a esta altura ya no es ninguna novedad del sonido de “Karma”, si lo es cada canción presentada, impresiona que cada uno de los temas pudiera funcionar como un posible single. Lo que señalo sólo se logra cuando una banda se encuentra muy afiatada, y esto es lo que ocurre con Egregor, de todas formas debo reconocer que la versión que más me agrada de los nortinos, es cuando suben los decibles y logran mostrar el metal progresivo con toda su fuerza como lo logran en este lapsus del disco “karma”.

“Mascara” y “Sideral” son los penúltimos temas de esta placa recién inaugurada, el primero mostrando los elementos más rockeros del proyecto, donde también destacan el final donde se incluyen el sonido de teclados y violines, acompañados de una segunda voz gutural que retumba como un profundo eco. El segundo en cambio,  más pausado pero no menos potente que los temas anteriores, donde sin dudas puedes mover la chasca sin ningún problema.

“La luz de oscuros recuerdos”, es el último tema de “karma” y  es capaz de entregar toda la pausa necesaria para finalizar este disco, ya que sus temas antecesores poseen una fuerte carga sonora y emocional.  En esta canción podemos sentir una atmósfera especial acompañada de sonidos centrados en el teclado y en el violin, algo atractivo para este género musical.

En conclusión, estamos frente a un gran disco, muy emotivo y con mucha identidad que demuestra que la escena del metal chileno no sólo se vive en Santiago, ejemplo de esto es lo hecho durante todos estos años por Egregor. Sólo nos queda felicitarlos por el gran trabajo en el sonido, donde sin dudas podemos encontrar una placa de nivel internacional.

Este artículo ha sido visitado 132 veces, de las cuales 1 han sido hoy

Otros artículos del mismo autor