Cargando
Poder Fantasma – Todo lo que Quiero Decir es lo que No Quieren Escuchar (2017)
espera un momento...

Poder Fantasma – Todo lo que Quiero Decir es lo que No Quieren Escuchar (2017)

miércoles 15 de noviembre, 2017

Este artículo ha sido visitado 55 veces, de las cuales 1 han sido hoy

Escrito por: Diego Rosas

  • Poder Fantasma
  • Todo lo que Quiero Decir es lo que No Quieren Escuchar
  • [Total:0    Promedio:0/5]
  • Escucha nuestra música

Muchos esperamos este debut. Francisco Heredia, bajo el pseudónimo de Poder Fantasma estrena su primer LP, titulado Todo lo que Quiero Decir es lo que No Quieren Escuchar. Editado bajo el sello 100 Cometas, el disco agrupa 9 canciones compuestas durante los últimos dos años, siendo grabado y mezclado por el mismo Francisco, contando además con la colaboración de Tito Astete en la masterización y la participación de Piero Shiroi & Giorgio Madueño en la ilustración de un caricaturesco y oscuro grafiti que lleva de portada.

El álbum arranca con Tengo Insectos en mis Zapatillas, un violento techno que nos deja en los tímpanos una especie de hormigueo eléctrico, sobre todo al escuchar su virulento coro: “No te mueras, no te mueras, no te mueras, no te mueras, no te mueras”. La siguiente canción 3017, más calmada acoplada al synth-pop, posee un desplante radial y comercial que deja entrever la intermitente reverencia hacia un futuro apocalíptico.

Por qué no Tiramos una Bomba en La Moneda?, icónica por su nombre, le pone ritmo a una anárquica imagen —políticamente acechante para quienes la descontextualicen —, siendo una de las canciones más entretenidas y memorables de lo que va el álbum. Las siguientes canciones como E.P.E.M. devuelven el jugueteo y el baile a través de la tecla y de botón, mientras que Sin Despertar se presenta como una ensoñadora balada, más retro en su estilo y similar a la tradicional escena de un lento —proyectada en data—.

No Quieren Escuchar, burbujeante y llena de destellos, explota lo mejor de los teclados, en compañía de unas voces cada vez más psicóticas que perforan lo que nos resta de audición, arrstrándonos hacia nuevos túneles. Tierra es quizás la canción más sencilla del disco, pero con un fuerte mensaje sobre la nueva colonización tecnológica y corporativa de la que somos víctimas: “Vengo de un país donde te violaron para poder crecer”.

De los últimos temas, tenemos No sé Perder (Valgo KK). Rockera, rápida y dispersa, te mete dentro de un videojuego donde perder no es opción. Qué Barsa, es el cierre y quizás la canción más compleja; la proyección de una voz adolescente que cuenta sus conflictos familiares, buscando la confrontación y el escape: “No me digas que es, que es la misma historia”. A mitad de la misma, interviene la ejecución de unas las notas de piano y se expresa un melancólico despido: “Yo creo que fue sin querer… y perdóname por querer pensar todo tan rápido, quizás al final lo hago por mí… nunca quise contar todos esos secretos que habían, te juro que fue sin querer”.

¿Cómo definir este álbum? Un disparo a nuestros reproductores de audio, que choca con irreverencia, nostalgia y un ácido reflejo de nuestra alienante condición social. Acelerado, onírico y cibernético, que golpea con su fresca independencia creativa en lo musical y lírico. Uno de los discos más subterráneos, pero provocadores del 2017.

Poder Fantasma – Todo lo que Quiero Decir es lo que No Quieren Escuchar (2017)

Many expect this debut. Francisco Heredia, under the pseudonym of Poder Fantasma premieres his first LP, entitled Todo lo que Quiero Decir es lo que No Quieren Escuchar. Edited under the seal 100 Cometas, the album grouped 9 songs composed during these last two years, being recorded and mixed by the same Francisco, also counting on the collaboration of Tito Asteto in the mastering and the participation of Piero Shiroi and Giorgio Madueño in the illustration of a caricature and dark graffiti that carries the cover.

The album starts with Tengo Insectos en mis Zapatillas, a violent techno that leaves in our ears a kind of electric tingling, especially when listening to his virulent chorus: “No te mueras, no te mueras, no te mueras, no te mueras, no te mueras”. It follows 3017, calmer coupled with the synth-pop, whose radial and commercial displacement reveals an intermittent reverence for an apocalyptic future.

Por qué no Tiramos una Bomba en La Moneda? iconic by its name, it puts rhythm to an anarchic image —politically stalking for those who decontextualize it—, thus being one of the most entertaining and memorable songs of what goes to the album. E.P.E.M, returns the romp and the dance through the key and button, while Sin Despertar is presented as a dreamy ballad, more retro in style and similar to the traditional scene of a slow —projected on data—.

No Quieren Escuchar, bubbling and full of flashes, to exploit the best of the keyboards, in the company of increasingly psychotic voices that perforate what remains of our hearing, arrstrándonos into new tunnels. Tierra its maybe the easier to record, but with a strong message about the new technological and corporate colonization of which we are victims: “Vengo de un país donde te violaron para poder crecer”.

Of the last tracks, we have No sé Perder (Valgo KK). Rockera, fast and scattered, gets you into a video game where losing is not an option. Qué Barsa, is the closing and perhaps the most complex song; the projection of a teenage voice that tells of their family conflicts, looking for confrontation and escape: “No me digas que es, que es la misma historia”. In the middle of it, the execution of the piano notes intervenes and a melancholy dismissal is expressed: “Yo creo que fue sin querer… y perdóname por querer pensar todo tan rápido, quizás al final lo hago por mí… nunca quise contar todos esos secretos que habían, te juro que fue sin querer”

A shot to our audio players, which collides with irreverence, nostalgia and acid reflection of our alienating social condition. Irreverent, oneiric and cybernetic, that hits us with its fresh creative independence in the musical and lyrical. One of the most underground discs, but provocative of 2017.

 

Este artículo ha sido visitado 55 veces, de las cuales 1 han sido hoy

Diego Rosas
Otros artículos del mismo autor