Tenemos Explosivos – Cortacalles (2022)
espera un momento...

Tenemos Explosivos – Cortacalles (2022)

Tenemos Explosivos – Cortacalles (2022)

lunes 05 de septiembre, 2022

Este artículo ha sido visitado 261 veces, de las cuales 1 han sido hoy

Escrito por: Sonidos Ocultos

  • Tenemos Explosivos
  • Cortacalles (2022)
  • ¡Haz clic para puntuar esta entrada!
    (Votos: 6 Promedio: 4.8)
  • Escucha nuestra música

La esencia de Tenemos Explosivos, esa que cultivan desde que nacieron allá por 2009 y que combina temáticas sociales relacionadas con el descontento social con una consistencia sonora, está plenamente vigente en su última placa “Cortacalles”.

A pesar de que su búsqueda sonora también dice presente, son las letras y conceptos los que se llevan el protagonismo del disco, siendo el hilo conductor de un manifiesto de capítulos que entrelazan hechos históricos con hechos recientes (algunos de los que se exacerbaron post octubre 2019). Desde esa perspectiva, Cortacalles es un excelente trabajo: temáticas que dan cuenta de realidades que se pueden palpar hoy, entendidas desde el ayer, acompañadas de una propuesta musical potente que da saltos entre trazos tranquilos y momentos de máxima intensidad. Folklore y rock alternativo batiéndose palmo a palmo, se podría decir en una frase.

El disco tiene varios momentos destacados (“Zanjón de la Aguada”, “Bala Humana”, “Perro Volodia”,San Borja”, “Ciudad Abierta”, por citar algunos de los 20 tracks) que dan cuenta sin rodeos de las intenciones de Tenemos Explosivos. Cierto es que la manera de tratar algunos temas es bastante directa y potente, sin “pelos en la lengua”, cuestión que puede pasarse por alto en la primera escucha del disco, pero es en donde, en el fondo y como ya dijimos, podría estar el mayor tesoro del álbum: sus letras.

El relato de las historias es, sin dudas, uno de los mayores logros de este álbum. Puede ser que el rol del vocalista Eduardo Pavez tome un protagonismo mayor por el hecho de que la letra es muy relevante, pero también no quiero dejar de destacar al grupo en su conjunto, ya que montan un ambiente ideal para que las palabras naveguen con libertad y, en consecuencia, se potencia el mensaje. Pasajes del piano, el papel de las guitarras, el fiel soporte del bajo y la batería, cual escuderos que afirman la estantería, merecen ser destacados.

Así, el viaje por las 20 pistas del disco fluye entre historias pasadas y presentes que dan para pensar en el futuro. Historias reales, desgarradoras, para que no sean olvidadas. Es curioso, y no menor, que hechos reales, que han o están pasando, haya que llevarlos a un disco para que tomen relevancia. Es hacer más visible algo visible.

Por la misma razón, se transita entre diferentes estados de ánimo en el disco, siempre desde la mirada chilena, detalle que lo hace aún más cercano. “Cortacalles” viene a reafirmar todo lo que se creía de Tenemos Explosivos. Pude constatar que el trabajo ha sido ampliamente aplaudido y razones tiene de sobra.

Recomiendo, tal como he leído en otras reseñas, darle varias escuchas al álbum, para poder dimensionar el contenido de sus letras. Desde esa arista, el disco muestra todo su potencial frente al oyente y puede ser que, en una de esas, le corte no solo la calle sino la mente.

 

Este artículo ha sido visitado 261 veces, de las cuales 1 han sido hoy

Otros artículos del mismo autor