Yaney – 1992 (2018)
espera un momento...

Yaney – 1992 (2018)

Yaney – 1992 (2018)

jueves 03 de enero, 2019

Este artículo ha sido visitado 201 veces, de las cuales 1 han sido hoy

Escrito por: Felipe Gonzalez

Sobre el álbum debut de Yaney «1992» podían pesar expectativas relacionadas a los otros proyectos en los que estuvo involucrada (El Cómodo Silencio de los que Hablan Poco, Patio Solar, Emisario Greda), relacionados con el formato guitarrero de banda pop. Sin embargo, pudo separarse de esa etiqueta y comenzar desde cero su proyecto solista para volcar su sonido a una base pop más cercana al folk que hace referencia a lo acústico y minimalista.

“Te recomiendo que te sinceres, no tienes nada que perder” canta Yaney en el tercer tema Zen, y pareciera ser que esa fue la premisa para la realización de este disco, que se siente tan honesto como melancólico; es un encuentro donde te mira a los ojos sin tapujos y en la intimidad que propone una guitarra acústica con luz baja.

El pop sincero y emotivo de Yaney puede pasar de lo acústico al noise sin problemas y sin dejar su delicadeza de lado. Una muestra excelente de esa transversalidad que logra en 1992 es la canción La Timidez, en la que no para nunca de ser sutil y espacial en los detalles, pero que aún así puede acompañarse del ruido y usarlo como un colchón para la emoción.

Se siente como si el disco tuviera dos elementos claves en su médula sobre los que se construye todo el resto de los pisos que forman 1992: la guitarra limpia, que aporta el toque sincero y cercano, y la melancolía, que tiñe todo el disco de notas profundas y envolventes. Es comparable a una tarde de lluvia, es envolvente y te dan ganas de mirar de forma nostálgica por la ventana.

Los puntos altos del disco son Zen, La Timidez y Última canción aunque sólo por decir algo, ya que se presenta como un disco en su totalidad, propone una narración con altibajos y distintas perspectivas a una misma sonoridad y sentimiento, y hace mucho sentido escucharlo de principio a fin. No es una recopilación de canciones, es un disco.

En suma, 1992 es pop y folk en su base, pero, más allá de esas etiquetas, es original y es refrescante, y aprovecha el caos y el ruido para sonar en calma y en profundidad, y te envuelve, de principio a fin.

Este artículo ha sido visitado 201 veces, de las cuales 1 han sido hoy

Felipe Gonzalez
Otros artículos del mismo autor